Vivir solo requiere valor. Algunos encienden la televisión para que les haga compañía; o la radio. Lo que sea con tal de evitar el silencio. En teoría, la tecnología nos permite estar solos sin echar de menos a los demás. Pero conversar con uno mismo sin volverse loco no es fácil.

Y todo apunta a que nos aislaremos cada vez más. Desde el punto de vista musical, una buena parte de los discos más interesantes de los últimos 10 años están cultivados unilateralmente dentro de ordenadores personales en lugar de construidos en un local de ensayo entre 3 o 4 personas.

Cómprate un looper, o aprende a samplear baterías y sustituye los inconvenientes de tratar con el ego de otro humano. Claro que ese tampoco es el camino que ha tomado el asturiano Eduardo Suarez cuando puso en marcha Borealis. Lo suyo es un proyecto que implica apagar la tele, la radio, los amplificadores y casi hasta la luz. Un proyecto que surge del silencio para simplemente enfocar la atención en el latido del corazón antes de de coger la guitarra y dejarse llevar. Estar a solas con uno mismo mirando hacia adentro. Y eso sí que requiere verdadero valor.

Los antecedentes están ahí. No solo en forma de guitarristas americanos de toda la vida como John Fahey o Derek Bailey, si no también en el trabajo de exploradores sonoros más actuales como Jim O’Rourke o Ben Chasny de Six Organs Of Admittance.

La búsqueda del trance a través de la repetición incansable es un lenguaje que no todo el mundo entenderá porque requiere paciencia, pero lo cierto es que funciona a niveles parecidos a los que alcanza el drone experimental de grupos como Sunn O))) solo que partiendo de una premisa a priori mucho más sutil.

Cabría pensar que Asturias este plagado de músicos herméticos capaces de reflejar el paisaje mirándo para dentro, pero lo cierto es que, de haberlos, ninguno de ellos ha tenido la necesidad de plasmarlo como lo ha hecho Borealis en este LP que tiene dos años ya y por tanto nos da esperanza para pensar que tendremos una continuación muy pronto.

De momento habrá que conformarse con el EP “Final Vertical” que publicó el mes pasado y que también está disponible en su BANDCAMP.

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.